Conectar con nuestras raíces

Debemos saber…

“La tierra es un gran imán”, estás fueron las palabras de Sputnik III da Vernov para definir el campo magnético del Planeta Tierra años atrás (del Pozo, 2009). Desde entonces, muchos científicos han investigado este fenómeno, intentando comprender cómo el magnetismo afectaba al ser humano, considerando nuestro cuerpo como una máquina electromagnética nutrida por el magnetismo de la Tierra, el oxígeno, los alimentos, la actividad celular, física y el ejercicio mental, entre otros (Pérez, 2002).

¿Recuerdas la última vez que sentiste la necesidad de desconectar? ¿Cómo estabas psicológicamente? ¿Qué necesitaste para lograrlo? Muchas veces, en esos momentos, sentimos miedo o tristeza, unas emociones permanentes que derivan en sentimientos de agobio, estrés, vacío o ansiedad. Ante tales sensaciones aparece entonces, la necesidad de salir: ir a la playa, a la montaña, al jardín o terraza de nuestro hogar… solo con el fin de lograr calmarnos, coger aire y volver a empezar.
Establecer el contacto con la naturaleza nos sirve para cargar las pilas, desconectar de aquello que nos genera malestar y volver a empezar un nuevo día.

Ahora bien, ¿Por qué nos sentimos bien cuando estamos en contacto con ella?
Nuestro cerebro se caracteriza por tener la capacidad de adaptación. Por consiguiente, ante un entorno diferente al habitual se observan cambios neuroquímicos que modifican la forma de ver, analizar y comprender el mundo (Lai et al., 2003). La naturaleza, con su complejidad, logra alimentarnos de su propio magnetismo, atrayéndonos a ella y generando cambios neuroquímicos responsables de disminuir las hormonas promotoras de la ansiedad o la depresión.

¿Cómo puedo aprovechar los recursos naturales para mi bienestar?
🌺 Promueve momentos para estar en contacto con la natura. Estos generaran sensaciones de calma, relajación y bienestar emocional (Lawton et al., 2017).

🍀​ Hacer actividades al aire libre augmenta nuestro compromiso con ella, mejora la atención dirigida y promueve la cohesión social (Neale et al., 2017). 

🌸​ Busca espacios naturales dónde correr o caminar habitualmente, esto mejorará la percepción de nuestra imagen corporal y reducirá el riesgo de enfermedades cardiovasculares (Castell, 2020; Reyes-Rincón et al., 2021).

En definitiva, somos seres atraídos por la naturaleza. Buscar y utilizar el magnetismo que nos proporciona la tierra nos ayudará a obtener un mejor bienestar físico y psicológico.

Figura 1. Representación metafórica

Referencias bibliográficas:
Castel, C. (2020). Naturaleza y salud: una alianza necesaria. Elseiver España. 34(2), 194—196.

del Pozo, I. (2009). Estudio de pelıculas delgadas de CoP y SmCo en sensores miniaturizados para aplicaciones espaciales (Doctoral dissertation, Universidad Complutense de Madrid).

Lai, K., Kaspar, B., Gage, F., & Schaffer, D. (2003). Sonic hedgehog regulates adult neural progenitor proliferation in vitro and in vivo. Nature neuroscience6(1), 21-27.

Lawton, E., Brymer, E., Clough, P. y Denovan, A. (2017). The Relationship between the Physical Activity Environment, Nature Relatedness, Anxiety, and the Psychological Well-being Benefits of Regular Exercisers. Frontiers in Psychology, 8, 1058.

Neale, C., Aspinall, P., Roe, J., Tilley, S., Mavros, P., Cinderby S., Coyne, R., Thin, N., Bennett, G. y Ward, C. (2017). Correction to: The Aging Urban Brain: Analyzing Outdoor Physical Activity Using the Emotiv Affectiv Suite in Older People. J Urban Health. 94(6), 869—880.

Pérez, A. (2002). La naturaleza, el hombre y el magnetismo. Revista Cubana de Medicina General Integral18(1), 73-75.

Gibert-Isern, H., Ramírez-Colina, S., Pineda-Arredondo, E., Argüelles-Nava, G., y Campos-Uscanga, Y. (2021). Espacios naturales, bienestar psicológico y satisfacción con la imagen corporal en corredores. Revista de Psicología aplicada al Deporte y al Ejercicio Físico, 6(15), 1 – 10.